Cosas de Frikis
El alfa y el omega de los blogs molones

Semana Temática… Steven Spielberg. Vida y Obra.

CdF se complace en anunciarles a todos los pringaos que nos leen el comienzo de una nueva semana temática.

Durante una semana entera, y a partir de hoy, dedicaremos enteramente nuestras fuerzas a difundir la sagrada y autentica palabra en relación con un tema, o personaje. Como ya hicimos anteriormente con Superman y con una serie de Personajes Ridículos esta semana temática va a estar dedicada a iluminaros sobre algo o alguien.

Después de mucho decidir, unas cuantas botellas de Bourbon, un poco de la Pipa de la Paz de Petaman, y de jugar a la ruleta Rusa con los becarios – y todo el tambor estaba lleno, que conste – llegamos a la conclusión de que lo mejor era preguntarle a nuestro superordenador Jarl 69. Y quién salió… Pues al principio salió ese humorista Étnico que es Marianico, el Corto, pero como era dificilísimo recopilar su vida y obra ya que se encuentra diseminada por los mejores pueblos de España, optamos por la segunda opción. Así que esta Semana Temática está dedicada a… El Barbas de Oro, Steven Spielberg.


Peter Jackon le copio el Look.

Hace 62 añazos, nació un pequeño judito destinado a hacer algo grande. No, nada de separar el Atlántico en dos para llevar a sus colegas a la tierra prometida, pero si algo como ser elegido por el Times dentro de los 100 Personajes más “cojonudos” del siglo XX.

Pues este pequeño, hijo de una restauradora y pianista, y de un informático – que en los 50 eran la hostia, pero que ahora se comen una mierda – se pasó gran parte de su infancia/adolescencia dando tumbos sin ton ni son por culpa del trabajo de su padre. Y es que, a pesar de ser informático, su padre debía de ser un vago, porque el pobre Stevie se crío en ambientes un poco marginales de New Jersey y de Arizona.

Antes de su Bar Mitzva, el muy cabroncete ya había rodado un corto en 8mm de aventuras. Tras esto, y con sólo 13 años, y unos gallos en la voz increíbles, ganó un premio por un corto bélico de 40 minutos titulado Escape to Nowhere. Y con 16 dirige su primera película independiente, de bajo presupuesto, y que seguramente después de unos años, tiro a la hoguera. Aquí los padres ya se estaban frotando las manos como dos viles ladronzuelos.

Tras el divorcio, se fue por pelotas con su padre a California, donde a base de buenas collejas acabo graduándose en el instituto, para después irse a Utah a la Escuela de Teatro, Cine y Televisión. Tras salir de aquí con una calificación más que mediocre, se intentó meter en la Universidad de California Long Beach, lugar de licenciados en chorradas, juerguistas, y origen de la Hermandad Robot.
Lo hizo, pero tampoco se partió el ojal, ya que consiguió a las pocas semanas trabajo en los estudios de la Universal como chico para todo, es decir, como nuestros becarios, pero sin miradas lascivas por parte de Kimota – o eso queremos creer -. Mientras trabaja limpiando zapatos y trayendo cafés para los magnates, se busco un cuarto de las ratas que hizo su despacho, e ingreso en una Hermandad universitaria – que todos sabemos que sólo sirven para pillarse cogorzas -.

Gracias a esa estancia en la Universal, y a tomar prestado cosas de aquí y cosas de allá, hizo su primer corto serio en 1968, de unos 24 minutos, llamado Amblin´. Yo no lo he visto, pero tiene que ser bueno, porque al Vicepresidente de la Universal por aquel momento, le dejó el culo torcio, y lo contrato para la división televisiva, siendo el director más joven en plantilla, hecho que aprovecho para mandar a la mierda sus estudios… Ya se los sacaría, si siempre estarían allí.

En la Universal, estuvo durante un tiempo haciendo diferentes episodios para series, entre los que cabe destacar un episodio de la legendaria Colombo, que tampoco es moco de pavo. Debido a su buena labor detrás de los episodios, la Universal decidió recompensarle dándole la batuta de director de una TV Movie, que se ha convertido en una de sus mejores películas, Duel – A.K.A El Diablo sobre Ruedas -.


¡Born to be Wild!

Tras esto, unas películas de televisión, y su gran oportunidad, la adaptación de la novela Jaws al cine. Un clásico del que poco se puede decir, con los grandes R. Dreyfuss y F. Truffaut. Tras esto, rechazo hacer la segunda parte y, atención, Superman, para embarcarse en otro clásico junto a Dreyfuss, Encuentros en la Tercera Fase. Dos pelotazos seguidos, que dejaron al mundo entero con el culo a la virule ante semejante portento cinematográfico.

Después la cagaría con 1941, pero porque tenía la cabeza en otros sitios, como la producción de dos de las primeras películas de uno de sus grandes colegas, Robert Zemeckis, al que volvió a hacerle de prestamista en Regreso al Futuro y ¿Quién engaño a Roger Rabbit?. Y junto a Zemeckis estaba otro gran barbudo, Tito George, con el que hizo un mano a mano para crear todo un mito del cine de aventuras, Indiana Jones y sus 3 aventuras.

El pelotazo definitivo. La película con la que rompió el himen Cerebral a millones de espectadores de todo el mundo y que, lo queramos admitir o no, es una maravilla, fue E.T, El Extraterrestre. Toda una POM. A esto le podemos sumar la producción de muchas de las mejores películas de los dorados 80 como Poltergeist, Gremlins, El Chip Prodigioso, y algunas de animación como En busca del valle encantado. También destaquemos su labor televisiva produciendo una grandísima serie de los 80 como es Cuentos Asombrosos. Toda esta labor de producción a cascoporro, no mermo en su creatividad, y como se creía un tipo lo suficientemente maduro y consolidado en el mundo del cine como para hacer lo que le saliese del pito, se planto con El color Purpura o El imperio del Sol.


Cazador Blanco, Corazón Negro.

En los 90 tuvo sus maravillas, y sus fracasos. Oscilando como siempre entre el puro Blockbuster y el cine más molón de director adulto y comprometido. Así vemos cosas que van desde Hook ó Parque Jurasico, hasta otras como La lista de Schindler o Amistad. Por supuesto sigue produciendo, eso que no falte. Durante la primera mitad de los 90, se nos planta en la producción de numerosísimas series de animación televisivas, así como de otras de imagen real que tuvieron más o menos éxito. Desde Animaniacs y Tiny Toons, a Sea Quest y Urgencias, toco todos los palos habidos y por haber.


¿Qué no te gusta I.A.? Así te voy a dar en la cepa de la oreja.

Y la producción le fue tan bien, que no pudo resistirse a crear su propia compañía. Así que en 1994, se junto con Jeffrey Katzenberg y David Geffen para crear DreamWorks, y así ser más rico, más asqueroso, y meter más mano en los asuntos de Hollywood si es que no lo hacía ya. De aquí han salido aberraciones como Los Picapiedra, cosas infantiles como Casper, o BlockBusters puros y duros como Twister y Men in Black.

Lo que viene después, supongo que tendréis los bajos con los suficientes pelos ya como para que no tenga que explicároslo, ¿no? De todas formas no lo pensaba hacer, porque estoy ya hasta el nabo de escribir sobre el barbas este.

Con este repaso biográfico a la vida y obra de Spielberg, tenéis más que información suficiente para afrontar esta semana temática que os vamos a ofrecer. Así que permaneced atentos, porque mañana Kimota hará de las suyas.

¡Hasta… El jueves, Frikis!

Ninguna respuesta to “Semana Temática… Steven Spielberg. Vida y Obra.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: